DEPARTAMENTO DE PSICOLOGÍA

La escuela es un espacio donde padres de familia, maestros y estudiantes participan para un desarrollo integral educativo, por esta razón contar con profesionales de psicología que aporten una orientación y soporte efectivo en este proceso se ha convertido en un factor clave.

El papel de los psicólogos en estas áreas como facilitadores de los procesos educativos, favorece a que la suma de esfuerzos se refleje, no sólo en un mejor rendimiento escolar de los alumnos, sino que los involucrados en su formación los ayuden a reforzar sus capacidades y valores en todos los ámbitos de su vida.

¿Cómo ayudan los psicólogos en una escuela?

Brindan apoyo para mejorar las relaciones interpersonales.
Impulsan al desarrollo de las capacidades individuales o grupales.
Orientan en la resolución de conflictos del entorno escolar o familiar.
Ayudan a identificar las capacidades sociocognitivas de los estudiantes para su fortalecimiento.

La intervención de los psicólogos en una escuela puede ir encaminada a líneas de acción específicas, con el propósito de enfocarse en cada situación con base en su contexto y características:

Prevención y diagnóstico: El departamento de psicología puede trabajar con el alumno o un grupo para evaluar y diagnosticar las necesidades educativas, así como proponer soluciones para atenderlas.

Implementación de programas psicoeducativos: El aporte de los psicólogos en la construcción del plan educativo enriquece la labor de los profesores en el aula, favoreciendo un desarrollo integral y la mejoría del desempeño escolar.